Contra la pobreza energética: 23 de octubre

Contra la pobreza energética

Más de 200 organizaciones han convocado para el próximo día 23 una manifestación en las principales ciudades del país contra la pobreza energética, que afecta al 10 % de la población española.

Más de 200 organizaciones han convocado para el próximo día 23 una manifestación en las principales ciudades del país contra la pobreza energética, que afecta al 10 % de la población española.

La Plataforma por un Nuevo Modelo Energético, la Asociación de Ciencias Ambientales, la Fundación Renovables, Sodepaz y la Asamblea de la Plaza de los Pueblos (15M), entre otros, denuncian que el próximo invierno “más de dos millones de familias, uno de cada diez ciudadanos”, no podrán costear sus necesidades de energía.

Según la Plataforma, con un 26 % de la población activa en paro y la reducción salarial que está sufriendo buena parte de la población (7 % de media), las continuas subidas de las facturas de gas y electricidad son “dramáticas”.

EQUO, como integrante de la Plataforma por un Nuevo Modelo Energético, organiza en Vitoria-Gasteiz la acción contra la pobreza energética. Dicha acción tendrá lugar el próximo miércoles 23 de octubre a las 20:30 horas en la plaza de los Celedones de Oro de la capital alavesa.

De acuerdo con la Asociación de Ciencias Ambientales (ACA), responsable del estudio “Pobreza Energética en España”, las familias pagan un 80 % más de lo que pagaban hace 10 años por el mismo consumo, mientras que el nivel adquisitivo no deja de bajar.

POBREZAENERGETICA

La Plataforma cree que esta situación “insostenible” no la resuelve la reforma energética del Gobierno, porque hace caso omiso a los dos principales problemas: la dependencia de la importación de combustibles fósiles y uranio, y la sumisión a los intereses de un oligopolio empesarial (Endesa, Gas Natural-Fenosa, Iberdrola, EON, HC Energía, Repsol, BP y CEPSA), cuyo único interés es lograr los máximos beneficios para sus accionistas.

Se facilita a estas empresas que “puedan cortar la luz, no sólo a los particulares que no pueden afrontar sus facturas, sino también a un colegio o a un hospital que proceda al impago. La energía es un servicio básico, que, como el acceso al agua, ha de superponerse a los intereses empresariales de unos pocos y ser entendido como un derecho inalienable”, añade.

Por otro lado, defiende la necesidad de aprovechar la energía renovable para paliar la dependencia exterior y favorecer el acceso a la calefacción y agua caliente a bajo precio, además de facilitar desde la administración la rehabilitación de edificios para favorecer el ahorro y la eficiencia energética.



Deja un comentario